Los cinco asesinos de una visión divina

Orador: Sin orador

Vivimos tiempos peligrosos tal cual profetizaba el apóstol Pablo en la Palabra de Dios.

Los cinco asesinos de una visión divina

1 Juan 5:18-20

Vivimos tiempos peligrosos tal cual profetizaba el apóstol Pablo en la Palabra de Dios, lo atestiguan los noticieros en cada emisión, pero yo tengo noticias para ti. Por más que el enemigo trate, aquellos que han nacido del Señor no podrán ser tocados porque Dios nos guarda.

Dios ha puesto en mi corazón que instruya la iglesia sobre la protección que Él tenía sobre Su pueblo, pues si nos descuidados podemos caer en temor, y el temor causa que el enemigo tome ventaja. Pues l Palabra dice que en los tiempos finales el hombre desfallecería por el temor de las cosas que habrían de venir.

El libro de Isaías afirma que toda la tierra seria cubierta de tinieblas, pero también afirma Isaías que la luz siempre se verá en el pueblo de Dios. Porque aquel que es poderosos para guardarnos sin caída lo hará, y nos presentará delante de Su gloria con gran alegría.

Do quiera que vayamos hay problemas, pero la mano de Jehová está sobre sus hijos tal cual estaba sobre los judíos en el pueblo egipcio durante las plagas que le azotaban. Ninguna arma forjada contra ti prosperará. Cuando pases por el fuego no te quemarás ni la llama arderá en ti porque Dios está contigo, y si el es contigo, ¿quién contra ti?.

Esta protección es garantizada sobre aquellos hijos que oran y buscan de Dios en constante devoción, Pues cuando Moisés bajo el monte donde estaba en la presencia de Dios el rostro le brillaba y las tinieblas no podían estar delante de él por la luz que resplandecía en su rostro. Cuando pasas tiempo con Dios no hay demonio que pueda ponerte un dedo encima porque la unción pudre el yugo. El salmo 91 declara que cuando estamos bajo Sus alas nadie nos toca.

Efesios 6:16 dice “y tomad el escudo de la fe con el cual podéis apagar los dardos de fuego del enemigo”. La fe es imprescindible para que podamos detener todos los embate del enemigo. Lo opuesto a la fe es el temor y Job dijo, lo que temía, eso me sobrevino, El escudo se debilita cuando temes, pero se fortalece cuando crees. Mientras Pedro caminó en fe pudo andar sobre las aguas, pero comenzó  a hundirse cuando temió al viento y la tempestad. 

No temas, camina en fe, pues a Sus ángeles mandará acerca de ti para que te guarden en todos tus caminos. Y otra vez no dice Su Palabra que el Ángel de Jehová acampa alrededor de lo que le temen, y los defiende.

Éxodo 12:7 revela que la sangre del cordero puesta sobre la puerta de los hebreos les protegió del ángel del la muerte que mató a los primogénitos egipcios.

Esta sangre significaba protección a través de la redención y del mismo modo el diablo no puede entrar a las casa de quienes estamos bajo el pacto en la sangre del cordero de Dios. Temor es creer que las amenazas del enemigo se cumplirán en tu vida, temor es fe en el enemigo meas que nuestro Dios. La fe es creer que todo lo que Dios te a prometido se va a cumplir. No temas solo cree, porque Jehová pelea por Sus hijos, no se dormirá el que te guarda, El poder de Dios para guardarte es mayor que el del enemigo para dañarte.

Commentarios

© 2017 - Ministerio La Cosecha | By Devartmedia